Muere la segunda víctima del Cricket

A pesar de que el deporte del Cricket es por lejos un deporte con riesgos para la salud latente y ha cobrado más de una víctima. Ahora se sabe de la muerte de un árbitro tan sólo 48 horas después de que también falleciese un jugador bajo condiciones accidentales.

La noticia se ha dado en Ashdod donde Hillel Oscar de 55 años dirigía un partido regular cuando una pelota le fue a dar justo en la cabeza derribándolo en el acto. Estas bolas están hechas de madera con una cubierta de piel y un peso de 163 gramos.

Deporte extremo

Ya en días pasados se conocía el dato de que en Australia había fallecido el jugador profesional de Cricket de césped Phillip Hughes, quién perdió la vida en condiciones similares derivadas del golpe de una pelota en la cabeza.

El árbitro de origen israelí por su parte sufrió fractura de cráneo y hemorragia interna cerebral, permaneció en estado de coma y fue intervenido pero al final ha fallecido debido a complicaciones y otras cuestiones inducidas por el golpe.

Cuidados y reglamento

Aunque se sabía que ningún jugador o participante está libre de sufrir algún percance durante el desarrollo del juego de la pelota, se está evaluando la posibilidad de implementar algún equipo de protección y promover otras cuestiones de seguridad y así evitar mayores percances.

El ejemplo del jugador y ahora del árbitro nos enseña entonces que dichas pelotas no son tan inofensivas como parecen y pueden ser lo último que veamos antes de morir.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInShare on TumblrPin on PinterestEmail this to someonePrint this page

Comentar

Comentarios